miércoles, 23 de noviembre de 2011

Los murales de Tijuana



Entrevista a tres muralistas de Tijuana: Shente y Kafy (del Colectivo HEM - Hecho en México) y Ariana Escudero.

Realización: Melina Amao.

Este video obtuvo el 3er Lugar en el Primer Concurso de Video para América Latina Ciudadanía en las calles, convocado por la revista digital de análisis latinoamericano Distintas Latitudes.

Ver resultados acá: Videos Ciudadanía en las Calles

domingo, 6 de noviembre de 2011

8cho preguntas con... Ariana Escudero


por Melina Amao Ceniceros
notas.tijuana@gmail.com
Publicada La Guía Tijuana: AQUI

Joven, tijuanense, intrépida, arquitecta de profesión pero artista plástica por pasión, Ariana Escudero se ha consolidado este año como muralista al intervenir espacios públicos y plasmar en ellos personajes marginales de la cotidianidad fronteriza, o bien, reconocidas figuras del ámbito intelectual mexicano, como el mural que actualmente realiza frente al Museo de Cera en homenaje al escritor Carlos Monsiváis y que será develado este mes en el marco de la apertura de la Cineteca del Cecut. Ariana ha realizado el mural de un conjunto norteño en el malecón de Playas de Tijuana y Sonrisa de gigante que se aprecia en la Calle 2da, rumbo a la garita, donde figura un risueño voceador de periódicos apodado “Pepe Nacho”. Sus proyectos no paran: prepara su exposición individual y continúa en la gestión de apoyos para llenar de colorido todas las paredes de las que se ha enamorado en Tijuana.

1. ¿Cómo nació tu interés por el arte?

Mi interés por el arte nació desde pequeña. Recuerdo muy vagamente que estaba en la primaria y dibujé una ranita y me salió bien, todos los niños me decían, ‘Ay, qué bonita ranita’, fue así que me interesó el dibujo; quería estudiar dibujo en la secundaria pero por influencia de la familia entré a mecanografía. Ya en la preparatoria me gustó dibujar a los maestros y me metí a clases pero era muy poco. Cuando iba a entrar a la universidad quería estudiar artes pero no había aquí, entonces decidí estudiar arquitectura, que me sirvió mucho porque me daban clases de técnica de dibujo y perspectiva y todo eso me sirvió para posteriormente realizar trabajos como estos que estoy haciendo. En la misma universidad un profesor nos propuso hacer un mural interno en los salones, fue un concurso y el mío resultó ganador, fue el primer mural que hice.

2. ¿De qué manera iniciaste a hacer murales en espacios públicos?

Mi idea era hacer retratos con toda la técnica. Empecé a experimentar hasta que me salió un retrato. De ahí fui haciendo óleos y murales en San Diego, pero en interior de casas, y ya este año fue que me animé a hacer grandes formatos en exterior. El primero fue el de Playas de Tijuana. Era un reto porque la pared estaba difícil para poner andamios. Resultó muy bien, me gustó mucho y a la gente le gustó mucho y yo seguí. Después hice el mural Sonrisa de gigante al personaje Pepe Nacho; ahí empecé a gestionar mis proyectos por mi propia cuenta, vendí la idea a un periódico, me lo aceptó y para mí fue un proyecto muy importante porque se ve mucho, fue un proyecto muy enriquecedor, muy aceptado por la gente y me ha abierto puertas.

3. ¿Por qué te atrajo el formato del mural?

En general ver el formato en grande me hace pensar ‘¿yo puedo lograr eso?’, ésa es como la inspiración y el deseo de estar haciendo cosas grandes, por estética y por tu propio disfrute; y también para acercar a la gente al arte, que se sientan identificados, a veces hay unos murales que son más bien de protesta, entonces lo que he hecho últimamente son murales alegres, murales que haga a la gente retornar a un momento agradable. Eso es por ahora, después veremos qué pasa.

4. ¿De qué otras disciplinas artísticas te nutres?

La principal es la poesía, de hecho también en la escuela había un grupo de literatura, hacíamos un tríptico que se llamaba La Mar, yo participaba haciendo bocetos, dibujos para las portadas y también poemas. Creo que principalmente la poesía me nutre, esa visión hacia el interior y también ver tu entorno. Ahora se puede decir que sigo escribiendo pero es dirigir esa creatividad hacia lo plástico.

5. ¿Qué tipo de personajes plasmas en tus murales?

Son personajes que son parte de nuestra identidad, como los músicos de Playas que uno ve ahí, a veces no los tomas en cuenta pero ese ojo de artista te da para fijarte en ellos y ver que son parte de la cultura y parte de ti misma. Representarlos es voltear los ojos hacia nosotros mismos.

6. ¿De qué trata el mural que estás haciendo con el rostro de Carlos Monsiváis?

En Tijuana vamos a tener la primera sede descentralizada de la Cineteca Nacional y va a llevar el nombre de “Carlos Monsiváis”. Me invitaron el Canal Síntesis, Yolanda Morales y Ricardo Silva, a realizar un mural que formará parte de un video que será narrado por sus amigos de aquí para retratar un poco la vida de Monsiváis en Tijuana, que participó en varios proyectos culturales. Para mí primeramente fue un honor que me dijeran, y fue un reto porque al escritor Carlos Monsiváis se le considera el padre de la crónica en México. Me identifico mucho con él porque era un escritor que siempre andaba en la calle, siempre andaba analizando todo su entorno y tenía ese amor por lo popular, ese enfoque hacia la gente del pueblo.

7. ¿Qué otros elementos va a tener ese mural?

Algunos personajes del cine mexicano, prototipos que siempre son representados en las películas. También va a estar su amor por los gatos, tendrá gatos que él adoraba, que de hecho hay uno que se llama ‘Mito Genial’ que me contaron que era el que más quería. Va a haber edificios clave que él recorrió en Tijuana, voy a representar a la frontera. Tendrá sus gustos por la Familia Burrón, sus colecciones, por ejemplo, de José Guadalupe Posada. Va a tener muchos elementos. Para mí es un reto porque hablar de Monsiváis es hablar de tantas cosas, pero se busca captar la esencia.

8. ¿Cuáles son los principales riesgos que corres al elaborar un mural en lugares tan inaccesibles?

Soy una persona miedosa, pero cuando ya me toca pintar en muros grandes y poner andamios y todas estas cosas, se me pierde el miedo, como que es más la necesidad de expresarme y ya lo demás queda en segundo plano, pero a la vez no estoy orgullosa de eso porque te puedes caer. Siempre trato de ser precavida y andar despacio, tener personas conmigo para que no esté sola en caso de algún accidente, y siempre tratar de tener mi seguridad con algún arnés, aunque sea un mecatito (risas), pero ahí estamos.
fotos: Melina Amao

Así estuvo el Zombie Walk


por Melina Amao
notas.tijuana@gmail.com
Publicada en La Guía Tijuana: AQUI
Galería de fotos en La Ch: AQUI

Los tambores de una banda de guerra recién salida de ultratumba anunciaban con gran sonoridad el arribo de los muertos vivientes a la Avenida Revolución la tarde del 29 de Octubre, fecha en que cientos de zombies marcharon por las principales calles de Tijuana, entre alaridos, llantos y lamentos que sólo los que regresan del más allá pueden emitir.

Se trató del primer desfile Zombie Walk, realizado el último sábado de Octubre, el cual logró convocar a más de mil personas -en su mayoría jóvenes y familias con niños- que desde la 1:00 de la tarde se empezaron a aglutinar en la Glorieta Cuauhtémoc del Paseo de los Héroes, con la finalidad de caracterizar algún personaje de las películas de horror y marchar así hasta la Plaza Santa Cecilia.

Muchos acudieron al punto de partida dispuestos a ser maquillados como zombies por el equipo de organizadores, mientras otros llegaron ya ataviados para la ocasión: exhibiendo aparentes heridas expuestas y quemaduras, pieles palidecidas, ropas rasgadas, con la simulación de algunos miembros cercenados, arrastrando cadenas, escupiendo sangre y emitiendo esos quejidos de espanto que no pueden faltar en los filmes de terror.

Durante la marcha se vieron cientos de personas verdaderamente comprometidas con su caracterización de resucitados: enfermeras, médicos, carniceros, muñecas, novias, policías, militares, escolares, presos, enfermos mentales, reinas de belleza… un sinfín de vestimentas, algunas elaboradas con gran esmero.

Pararse frente a ellos para tomar una foto bastaba para que los zombies entraran aún más en su papel: extendían los brazos hacia los no infectados con el virus zombie (es decir, los no maquillados), se aproximaban a paso lento, con la mirada desorbitada y la boca entreabierta, como saboreándose la carne de su víctima.

Al invadir las calles entre gritos que sin duda despertaban curiosidad, los locatarios y clientes de los establecimientos por donde transitó el Zombie Walk salieron a las banquetas para apreciar la creatividad de los muertos vivientes, tomarles fotos con sus celulares y sumarse con ello al espíritu mortuorio/halloweenesco de la marcha.

Indignados de Tijuana buscan reunir más simpatizantes


por Melina Amao Ceniceros
notas.tijuana@gmail.com
Publicada en La Ch: AQUI

Tras el desalojo del campamento del movimiento Ocupemos Tijuana, los manifestantes han optado por realizar actividades itinerantes y una de éstas fue con simpatizantes del movimiento Occupy San Diego en el faro de Playas de Tijuana, donde ofrecieron talleres gratuitos de meditación, teatro y de incidencia política de la juventud. Asimismo continúan gestionando el amparo que les permita volver a acampar sin ser detenidos por la policía.

Ante la pérdida de pertenencias que sufrieron algunos miembros del movimiento la madrugada en que fueron desalojados del campamento en Paseo de los Héroes, los afectados presentarán denuncia penal de forma individual, indicó Meritxel Calderón Vargas de la comisión legal de Ocupemos Tijuana, en tanto de forma colectiva los indignados continúan presentando la queja ante la Procuraduría de los Derechos Humanos de Baja California.

Calderón Vargas comentó que el viernes tuvieron una audiencia diferida para tramitar el amparo y adelantó que el siguiente paso es aportar pruebas al juez de distrito para que éste se percate del riesgo de los manifestantes de volver a ser arrestados en caso de intentar acampar.

“La ocupación mundial sigue, en varios países siguen manifestándose, hay ciudades donde se han conseguido amparos, permisos, el favor de cabildo… Queremos que se ordene el amparo para podernos manifestar libremente contando con nuestras garantías constitucionales, si se nos niega el amparo acudiremos a la Corte Interamericana”, expuso.

De conseguir el amparo, los manifestantes volverán a ocupar alguno de los camellones principales de la ciudad y esperan sea con un mayor número de personas. Para ello es que realizan las asambleas, talleres y demás actividades en las que informan sobre la desigualdad y explican cómo la riqueza del mundo se concentra en el 1% de la población, lo que significa que el resto representa el 99%, es decir, una mayoría que de organizarse podría cambiar el sistema económico.

“Somos el 99% de la personas, es un movimiento incluyente, todos estamos aquí porque estamos indignados por algo, somos personas que hemos trabajado, estudiado e incluso las que no han trabajado y estudiado estamos preocupados por la situación económica actual. Ahorita lo que queremos es generar conocimiento y reunir más personas. La idea es que vamos a volver a ocupar y vamos a hacerlo con más gente, gente más convencida y sabiendo que la represión policiaca siempre es un riesgo”.

Para conocer las actividades de Ocupemos Tijuana el movimiento cuenta con el blog ocupemostijuana.blogspot.com